No cometer errores

*

La opinión de la Doctora en Medicina y miembro del Club Rotario de Panamá…

Marisín Villalaz de Arias 

Desde hace muchos miércoles no hablaba de política, pero el pasado y éste se ha presentado la oportunidad y no puedo callar ante errores que pueden ser funestos si no se detienen a tiempo y se subsanan antes de una debacle. El tema de la reelección presidencial ha sido muy discutido y publicado hasta convertirse casi en problema de Estado que puede trastornar lo que el Presidente Martinelli busca lograr en su gobierno. Encontramos políticos que de lo que menos saben es de política y solo piensan en sus propios intereses que, a veces, son submarinos y pueden ser perjudiciales. 

Para cualquier persona con dos dedos de frente era increíble la insistencia de dos Diputados por presentar ese proyecto de ley, sabiendo que tenía oposición hasta del mismo Presidente y del Ministro de la Presidencia. No puedo tildarlos de ignorantes porque son bastante listos como para jugar un juego peligroso. Pero llama la atención el hecho de que nadie hable de la posible segunda intención de estos señores en una situación tan poco popular como ésta. Los panameños no estamos preparados para una reelección inmediata y así lo demostró con el Presidente Pérez Balladares y lo repite ahora con las opiniones emitidas.

No puedo creer los errores legales cometidos por los presentantes y eso es llamativo. Me da la impresión de que existe, en parte, intenciones de perjudicar al Presidente o dividir la alianza que lo apoya en su gobierno. Los dos son saltarines y no sabemos cuál sería la situación en un momento dado de lograr un debilitamiento que espero no suceda. Nuestros gobernantes deben tener mucho cuidado con estos señores que no tienen, en mi concepto, buena reputación.

Me pregunto nuevamente cuáles serán las verdaderas intenciones de este par de apuntes y hasta dónde podrían perjudicar la tranquilidad del país. Si lo que buscan es congraciarse con el Presidente, no creo que lo logren por ese camino ya que es inadmisible que así sea.

Señor Presidente, sea precavido y utilice sus conocimientos políticos y su sagacidad para comprender las verdaderas intenciones de este anteproyecto de ley. No se deje engañar por apariencias que de nada le beneficiarían. Continúe con sus intenciones gubernamentales y trabajando por el país sin mirar tan adelante para esas cosas. Mire solo sus ambiciones en programas y obras que se ha propuesto, pero no se deje envolver por personas que no lo quieren bien.

*
<>Artículo publicado el 12  de enero de 2011  en el diario El Panamá América,   a quienes damos,  lo mismo que a la  autora,  todo el crédito que les corresponde.
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: