Alternabilidad

*

La opinión del Sacerdote Jesuíta…

Rosendo Torres

Como bola de humo han llamado a todo el despliegue politiquero actual la propuesta parlamentaria de la reelección del Presidente de la República cuando hay otras prioridades que gravitan en el interés común de los panameños, como son el problema de la recolección de los desechos, la falta crónica de agua y otros problemas que siempre existen de arrastre de una administración a otra. Por no mencionar la imperativa necesidad de ayudar a los afectados por las inundaciones.

En Panamá en su historia patria se ha reelegido un presidente que es recordado con devoción porque hizo grandes obras por el país. Así que el fenómeno de la reelección no es ninguna monstruosidad. Por otro lado, el gobierno de los militares, aunque cambiaban de nombre, era una constante reelección y el hombre fuerte, los hombres fuertes eran siempre los mismos y muchos de los que hoy se oponen a la propuesta, bien lo saben y bien que gozaron de esa situación que hoy satanizan. Hay algo de hipocrecía , aunque creemos que ese esencial sistema democrático, la alternabilidad en el poder, sin embargo aquí se aplica el dicho sobre las roscas. “Lo malo de las roscas es que uno no está en ellas”. Lo malo en la reelección es que sea la gente que no es de mi partido porque si fuera, estaríamos de acuerdo. Es una tentación incorregible el querer quedarse en el poder. Lo dijo el otro, la obligación número uno de un gobernante es no dejarse tumbar” o lo que es lo mismo, quedarse para siempre en el poder invocando que es el bien mayor de la patria.

Ahora en todos los grupos donde hay un jefe, un presidente, un superior, o incluso en una parroquia la tentación es quedarse en el poder. Prueba está en la pelea que hay en el Comité Olímpico, en las Federaciones deportivas, muchas veces en las asociaciones de Padres de Familia de los colegios.

La alternabilidad es lo más aconsejable. Porque aunque o hayas hecho bien, las capacidades y las circunstancias varían con el tiempo y llega un momento en que el reto es superior a las facultades de la personas que tiene el poder.

Baste dar un vistazo a nuestro exterior en lo que ocurre en Venezuela, en Nicaragua, y en Bolivia, por no mencionar Cuba. Los sistema establecidos y no siempre para bien de las repúblicas están allí para quedarse para siempre. Dinastías eternas.

*
<>Artículo publicado el 9  de enero de 2011    en el diario El Panamá América,   a quienes damos,  lo mismo que al autor,  todo el crédito que les corresponde.
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: