Fuerza laboral en Panamá

Bitácora del Presidente  –  La opinión del Abogado,  Empresario y actual Presidente de los diarios La Estrella de Panamá y el Diario El Siglo…
EBRAHIM  ASVAT
easvat@elsiglo.com
 

Panamá no es un país de pleno empleo. Si sumamos a los subempleados, los informales que trabajan como buhoneros, camaronean o hacen trabajos esporádicos no podemos sentirnos bien. Todos estos trabajadores de subsistencia permanecen en la economía informal por falta de un trabajo permanente.
Las recientes estimaciones sobre la oferta laboral de realizarse todas las obras de infraestructuras anunciadas ya proyectan niveles de escasez de trabajadores de la construcción. La tesis parece abrirle el paso a la contratación de trabajadores extranjeros. Creo que una apertura de los puestos de trabajo para labores de poca preparación o entrenamiento a extranjeros es una bofetada a la mano de obra panameña.
Hay quienes inclusive señalan que capacitar a trabajadores panameños en la rama de la construcción sería un error porque este oficio es cíclico.   Se equivocan. Si desde ya se anuncia la construcción de una segunda línea del metro, un túnel por el Canal de Panamá,  una costanera hasta Pedasí, un puente en el Atlántico que una Costa Arriba con Costa Abajo de Colón y además las expectativas de la explotación de las minas de cobre en Petaquilla, entonces entrenar a panameños para estos puestos de trabajo es apostar a prolongar la estabilidad laboral y el mejoramiento salarial de miles de panameños.
En este gobierno del cambio hay que andar siempre despierto porque no descansan en generar incertidumbre y propuestas para medir la capacidad de los panameños de reaccionar.   Lo hicieron con la ‘Ley Chorizo’ y no quisiera ver sorpresas con la excusa de que hasta para ocupar los puestos de poca preparación y entrenamiento como en la rama de la construcción, hay que contratar mano de obra extranjera.
Panamá está experimentando escasez de talento para cubrir posiciones gerenciales y de puestos medios en el sector empresarial. Nuestros graduados no están cumpliendo con los requisitos de ingreso para tales puestos. Esto se debe a la escasez de personal bilingüe y por la baja preparación de nuestras universidades.
Es importante que el país prepare el personal técnico y administrativo que genera nuestra pujante economía. Desde ya un año poco se sabe de la gestión del Instituto Nacional de Formación Profesional y Capacitación para el Desarrollo Humano ( INADEH ) .
¿Cómo han quedado los egresados de los cientos de cursos que se dictaron en los últimos tres años? Millones de dólares se han desembolsados de las arcas del Estado y ya es hora de que alguien se inmute en rendir cuentas de los resultados de dichos programas. Lo último que nos puede pasar es que el crecimiento económico no se refleje en un beneficio para las grandes mayorías en buenos puestos de trabajo. 

*

<> Artículo publicado el 9 de noviembre de 2010  en el diario  El Siglo, a quienes damos,   lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde.
Más artículos del autor en: https://panaletras.wordpress.com/category/asvat-ebrahim/
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: