¿Hacia dónde va el presupuesto?


La opinión de la Ex Candidata Presidencial…

BALBINA HERRERA ARAÚZ

Esta semana se ha conocido que Panamá tendrá en el año 2011 el presupuesto más grande de su historia. Son trece mil nueve punto tres millones (13,009.3) de balboas, que representan un incremento de dos mil setecientos veintinueve punto tres millones (2,729.3) de balboas, hecho que nos preocupa a todos los panameños.

Pareciera contradictorio porque debiéramos estar felices por la cantidad de recursos que tiene el país a través de su presupuesto, pero no es así, porque el presupuesto del 2010, dicho por las propias autoridades, no se ha ejecutado aún, ni el 20 por ciento de inversión, porque es normal que nos gastemos el de funcionamiento.   Y lo que es peor, ya en el mes de julio se han hecho transferencias de partidas del sector educación, vivienda y salud a otros proyectos.

¿Por qué entonces aprobamos el 7 por ciento, sino tenemos la capacidad de ejecutar?   Cada balboa que se queda sin ejecutar es un balboa que no le llega a los sectores más necesitados de nuestro Panamá.

Señor Presidente: No es quitar control previo, no es contrataciones directas, lo que debe ser es respetar a los funcionarios que por años saben lo que es la administración pública y que hoy lamentablemente han sido despedidos.

Temas como la pobreza, la inseguridad, la seguridad alimentaria, el agua y las infraestructuras son las que necesitan de nuestro mayor esfuerzo, tanto de gobierno como de oposición. Estos son nuestros verdaderos enemigos.

Panamá tiene muchos recursos económicos, sin embargo, es el octavo país más caro de América Latina y no podemos darnos el lujo que se nos vaya de las manos, porque hay crecimiento pero no hay desarrollo social.

El desarrollo social que necesitamos es para que haya una población educada, sana, capacitada para el trabajo y, sobre todo, promoviendo el desarrollo humano en todo el territorio nacional, preocupándonos especialmente por las necesidades de los niños, de los jóvenes, mujeres jefes de hogar, adultos mayores, ciudadanos históricamente excluidos de nuestra sociedad.

Es necesario que nos desarrollemos en un ambiente natural, sano y, sobre todo, próspero para que con ello podamos cumplir los objetivos del milenio. Todos, panameños y panameñas, queremos paz, trabajo, solidaridad, no queremos más confrontación porque luego sería tarde para lamentarnos de lo que hoy podemos evitar.

Por esto hay que seguirlo trabajando para que nadie nos robe nuestros sueños.

<>
Artículo publicado el  15  de agosto de 2010 en el Diario El Siglo, a quienes damos, lo mismo que a la autora, todo el crédito que les corresponde.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: