Fianza de cárcel segura

La opinión del Abogado y Docente Universitario….

CARLOS AUGUSTO HERRERA

Las detenciones provisionales son medidas preventivas que se aplican en casos extremos y durante el periodo de instrucción, hasta la valoración de responsabilidad del acusado.   Si pretermiten sobre unos delitos revestidos de gravedad, la Ley lo sustrae para la protección del resto y como una advertencia para los que violan la norma penal sin importar las consecuencias; pero en casos intermedios, la propia Ley permite la excarcelación de acuerdo a ciertas circunstancias, como lo apreciaremos en este documento.

De acuerdo al artículo 1948 de nuestro Código de Procedimientos, las normas penales que limiten la libertad personal o el ejercicio de los poderes conferidos a los sujetos del proceso, o que establezcan sanciones procesales, deben ser interpretadas restrictivamente, en gracia a las personas sometidas al proceso en calidad de acusados.

Si esto es así, tenemos un ingrediente procesal por encima de la determinación de negar una fianza al implicado en un delito determinado para el que no existe esa facilidad, porque eso no es el final, por supuesto que en conjunción con la participación del imputado en el hecho que se investiga.

El artículo 2140 del Código Judicial regula lo atinente al magno beneficio, si se trata de delito que tenga señalada pena mínima de dos años de prisión, más la prueba que acredite el delito y la vinculación del imputado. Debemos recordar el primer párrafo del artículo 1941 también del Código Judicial, el cual reza: ‘El objeto del proceso penal es investigar los delitos, descubrir y juzgar a sus autores y partícipes’.

Lo importante es determinar, además del delito, el grado de implicación. El artículo 2140 continúa con la exigencia de una prueba que produzca certeza jurídica, (algo inaudito), pero además la ‘posibilidad de fuga, desatención al proceso, peligro de destrucción de pruebas, o que pueda atentar contra la vida o salud de otra persona o contra sí mismo’. ¿Qué les parece?   Ya lo explicaremos.

Hay delitos in excarcelables, pero no por ello todos los que participan del acto quedan excluidos del beneficio, puesto que depende de la gravedad de la conducta desplegada en el suceso como la del cómplice secundario, el cual puede disfrutar de la fianza mientras concluye el caso.

Esta delicada operación, corresponde fundamentalmente al juzgador que entra a conocer y evalúa la situación en cada caso particular, si aparecen varios implicados. El artículo 2155 del Código Judicial, motiva a todos los sindicados o imputados, para solicitar fianza si sienten un peligro por su libertad ambulatoria, o cuando ya inmovilizados, intentan obtener su libertad durante el proceso que le endilguen.

La excarcelación se solicita a través del propio imputado, o por medio de un abogado o de cualquier otra persona, sin que exista poder para ello, y lo puede hacer en cualquier estado en que se encuentre el proceso y deberá ser resuelto por el juzgador sin ningún trámite, dentro de un término no mayor de veinticuatro horas.

Por supuesto que con esto no se cumple, pero lo solicitan al juez de conocimiento o a quien le corresponda en el reparto, para que emita un oficio en el que solicita copia del expediente, que debe ser enviado al instante o en el transcurso del día o día siguiente.

Ese expediente hay que darle entrada, estudiarlo y proyectar la medida, si es posible. Una vez que se dicte el auto a favor, hay que notificar personalmente el Ministerio Público y las demás partes concurrentes.

Tenemos formas muy peculiares para obtener la fianza de excarcelación, como lo sostiene el artículo 2156 de nuestro Código de Procedimiento, que nos indica que puede ser real mediante hipoteca, certificado de garantía bancario, póliza o bonos de seguro o títulos de la deuda pública del Estado. Siempre debemos recurrir al Banco Nacional, que girará al tribunal respectivo el certificado correspondiente.

Tenemos la juratoria, la cual se concede al imputado con un carácter netamente probatorio y, bajo palabra y juramento solemne. En este caso se levanta un acta en el tribunal de la causa. Para esto debemos cumplir con lo presupuestado en el artículo 2167, también de la misma excerta que siempre mencionamos:

1. Que el imputado o procesado tenga domicilio fijo y conocido en la circunscripción del tribunal donde se tramita la causa;

2. Que su residencia en dicha circunscripción, sea de dos años, cuando menos;

3. Que se comprometa a presentarse al tribunal o juez que conozca de su causa, siempre que se le ordene;

4. Que se trate de delitos cuya pena mínima no exceda de dos años de prisión; y

5. Que el imputado o procesado no tenga antecedentes penales y sea conocido como persona honesta que vive de su trabajo. Queda por ver la fianza personal.

<>

Este artículo fue publicado el  11 de julio de 2010  en el diario La Estrella de Panamá,  a quienes damos, lo mismo que al autor o autora, todo el crédito que les corresponde.

Presidente Martinelli hace un llamado para que regrese la paz a Bocas del Toro

Nota publicada en nuestro muro  en Facebook por la colaboradora editorial de este medio y activista política…

Jennie Gonzalez –.

El Excelentísimo señor Presidente de la República, Ricardo Martinelli, en compañía de ministros de Estado, dijo -este domingo 11 de julio- que el Gobierno continua con el diálogo permanente para resolver la situación de Changuinola y se espera que en las próximas horas se pueda llegar a un entendimiento entre todas las partes para que este lugar vuelva a la normalidad.

“Los problemas en Changuinola se han dado producto de la desinformación y una serie de mentiras”, señaló Martinelli. Reiteró que los derechos de los trabajadores como vacaciones, licencias, domingo como día de descanso se mantienen igual y no se han eliminado con la Ley 30.

El Mandatario igualmente dijo que son falsos los señalamientos de algunas personas que han indicado que se piensa abrir el Tapón del Darién para la industria de la minería.

“La intransigencia de un grupo de sindicalistas no pueden acabar con la industria bananera en Changuinola”, dijo el Presidente, quien hizo un llamado para que se mantenga el diálogo ya que estos puestos de trabajo para el sector de Changuinola son necesarios y representan la sostenibilidad de las familias de estos trabajadores.

Martinelli informó que en varias calles de Changuinola se ha restablecido el paso, al igual que el aeropuerto, lo que significa que la normalidad está regresando a este lugar.

“No permitiremos que la industria del banano en Changuinola desaparezca, por dirigentes como del SUNTRACS que no tienen idea de lo que es la democracia en un país y quieren acabar con el Estado de derecho”, dijo Martinelli.

Finalmente, el Presidente de la República reiteró que se debe buscar el diálogo y no la confrontación, ya que muchos dirigentes han querido sembrar el caos en Changuinola y el Gobierno no lo va a permitir, porque este es un país, dijo el Mandatario, donde las personas trabajadores son más que los dirigentes que no quieren ver bien a Panamá.

“La ley no se va a derogar y se interpretará tal cual indica la normativa, porque no afecta los derechos laborales y sólo les da la opción a los trabajadores, entre otros puntos, a decidir si quieren pagar cuota sindical o no”, puntualizó Martinelli.

GOBIERNO NACIONAL

¡ JUNTOS HACIENDO UN MEJOR PANAMÁ !

<>
Nota y fotos publicadas el 11 de julio de 2010  a las 15.21 en Facebook  por  la autora a quien damos todo el crédito, el mérito y la responsabilidada que le  corresponde.

Rectifiquemos y sigamos luchando

La opinión del Periodista…..

RAÚL  CEDEÑO

Pareciera que a Panamá todavía no le ha llegado de manera definitiva la hora de las claridades. Sin embargo, los connacionales tenemos que seguir luchando, duro y esforzadamente, para que nos llegue de la manera más rápida la hora de los fulgores y a la luz de ellas podamos seguir tratando de encontrar caminos, levantando la esperanza congelada por las largas noches que hemos tenido en nuestra historia.

A esta altura de nuestra vida como nación, es necesario que aquellos que han vivido en una culpable indolencia y menosprecio exquisito de las cosas públicas comiencen a purgar su asco y su desidia y a tener un nuevo sentido de su responsabilidad, empezando desde ya a contemplar con fijeza el problema actual de Panamá, e igualmente maduren en su afán de resolverlo desde su raíz.

Es hora de que todos pongamos un poquito de nosotros mismos, rectificando nuestros errores y viendo más allá de nuestros pecados, para que condensemos aún más el anhelo nacional por tener una mejor patria, darle un contenido positivo y fijarle el mejor rumbo de realización. Y además, tendríamos que darnos cuenta y aceptar que éste no es un problema político solamente, en el sentido pequeño y parcial; éste es un problema de existencia y de vida que a todos nos concierne y de un modo ineludible nos toca de manera certera, no importa la clase social a la que pertenezcamos.

Por ello no dudo en lo absoluto al afirmar públicamente que hoy no podemos los panameños acobardarnos al hacernos ilusiones, aunque cuando ellas no se proyectan sobre la realidad que es sino que contemplan el real y verdadero futuro, esas realidades no serán engañosas y sí muy indispensables.

Acariciemos sin miramientos de ninguna índole la imagen de un Panamá futuro mucho mejor al de hoy y trabajemos unidos para lograrlo.

No seamos ni tímidos ni temerarios en la búsqueda de esa ambición y encerremos los perfiles de esa imagen futura dentro del marco de nuestras naturales potencialidades.

Mientras no se haga un honrado intento de regulación de nuestra vida económica con un criterio independiente y resuelto desde la autoridad del poder público, mientras eso no se intente con todo el denuedo necesario, no habrá derecho a afirmar que la tarea es imposible, infiltrando así en nuestro pueblo un amargo ánimo de derrotismo. No lo permitamos nunca.

<>

Artículo publicado el  7  de julio de 2010 en el Diario El Siglo, a quienes damos, lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde.

Dado el ambiente de calma- Ordenan reapertura del aeropuerto de Changuinola y se logran acuerdos de soluciones integrales

Nota publicada en su muro en Facebook por la colaboradora editorial de este medio y activista política….

Jennie Gonzalez

–.

Gracias a los avances significativos del diálogo con los trabajadores de la empresa Bocas Fruit Company, el ministro de la Presidencia, Jimmy Papadimitriu giró instrucciones para la reapertura del aeropuerto de Changuinola.

“Estamos restableciendo el orden y normalizando la libre circulación de las personas”, aseguró Papadimitriu.

——————

-Soluciones integrales a necesidades de la población-

Papadimitriu logra ambiente positivo para el diálogo y reconstrucción de Changuinola

Luego de tres días de presencia en Changuinola, el ministro de la Presidencia, Jimmy Papadimitriu, quien encabeza la comisión del Ejecutivo para restablecer la paz en Changuinola, informó que se avanza significativamente.

Papadimitriu, además de mediar en la situación, logró la liberación de los tres policías retenidos por trabajadores de las bananeras que protagonizaron los disturbios. También supervisó en el campo el despliegue de la Policía para tomar el control de las calles y devolver la tranquilidad a la población.

Temprano en la mañana, Papadimitriu solicitó a los ministros y directores del área social su presencia en Bocas del Toro para verificar los daños causados a la propiedad del Estado e iniciar las reparaciones necesarias.

“Seguimos apostando al diálogo, creamos el ambiente necesario para que las soluciones que le demos a la población sean integrales, ya que Changuinola presenta múltiples necesidades, las cuales nunca fueron atendidas por los gobiernos anteriores”, dijo Papadimitriu.

GOBIERNO NACIONAL

¡ JUNTOS HACIENDO UN MEJOR PANAMÁ !

<>
Nota y fotos publicadas el 11 de julio de 2010  a las 13:58 en Facebook  por  la autora a quien damos todo el crédito, el mérito y la responsabilidada que le  corresponde.

MIVI licitó proyecto habitacional para Colón – Ubicado en Sabanitas

La noticia y la foto publicada en nuestro perfil en Facebook por la colaboradora editorial y activista política….

Jennie Gonzalez 

En el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial, tuvo lugar hoy la licitación pública para la construcción del Proyecto Residencial, “Manuel Castillo”, en el corregimiento de Sabanitas, provincia de Colón.

Este megaproyecto residencial contará con 500 apartamentos y estará ubicado en la vía hacia Portobelo, a un lado de la Barriada Santa Rita.

En el acto de contratación pública presentaron sus ofertas las empresas Constructora NOVA, S.A., por un valor de B/.25,894,000.00 e Ingeniería REC, S.A. con una propuesta de B/.25,557,706.96. El precio oficial fue de B/.26,750,000.00.

Según el proceso, partir de la licitación la documentación se sube a Panamá Compra para notificar de las propuestas que participaron en el acto y, seguido hay tres días hábiles para que las empresas subsanen los documentos que no han presentado.

Luego, las propuestas se envían a Comisión Verificadora que tiene 20 días hábiles para dar un dictamen del cual surge la resolución de adjudicación a la empresa ganadora.

Cada edificio tendrá una planta baja y tres altos, con apartamentos de 45 metros cuadrados distribuidos en sala- comedor, cocina, baño, 2 recámaras y área de lavandería.

El nuevo conjunto habitacional estará equipado con una Subestación de policía, un Centro de Orientación Infantil, 2 canchas de fútbol y 2 de uso múltiple, 2 parques, una Casa Cultural y una planta de tratamiento de aguas residuales.

A las facilidades ya mencionadas se suma la construcción de una cancha de fútbol sintética con sus respectivas graderías, sobre un terreno de la Junta Comunal, para uso abierto a los pobladores de Santa Rita y de todo el corregimiento de Sabanitas

En el acto público estuvieron presentes el Ministro Carlos Duboy; el Viceministro, Jaime Ford; el Gobernador de Colón, Pedro Ríos; el Honorable Diputado, Mario Lazarus; el Gerente de la Zona Libre, Leopoldo Benedetti y el Representante de Sabanitas, Marcos Valdés.

Miércoles, 7 de julio de 2010

<>

Etiquetados en esta foto el 10 de julio de 2010 en Facebook por la autora, a quien damos todo el crédito, el mérito y la responsabilidad que le corresponde.

El derecho a precios visibles

La opinión del Comunicador Social…



Abilio Abel González

La información de precio es un derecho que es indispensable, para que el consumidor decida al momento de comprar. La ley 45 de 2007 establece que todos los bienes que se ofrecen en un determinado local comercial deben tener en forma clara, precisa y en un lugar visible, el precio al contado de los mismos.

Según el mercadólogo Iván Thompson “el precio es la expresión de valor que tiene un producto o servicio, manifestado por lo general en términos monetarios, que el comprador debe pagar al vendedor para lograr el conjunto de beneficios de tener o usar el producto o servicio”.

Si los consumidores que acuden a cualquier establecimiento comercial no ven el precio del artículo o servicio que desean adquirir, entonces desconocen el monto a pagar, por lo que es una falta a la transparencia del agente económico hacia sus clientes.

Cifras proporcionadas por la sección de Estadísticas de la Autoridad de Protección al Consumidor y Defensa de la Competencia (Acodeco), revelan que de enero a mayo del presente año, se dieron en todo el país 98,785 faltas de precios a la vista de los consumidores y esta es la principal infracción que incurren los comerciantes.

Los consumidores deben exigir el derecho a la información de precio, y denunciar a los que se oponen al mismo. Hay que reportar aquellos casos donde no atiendan su reclamo, cuando al adquirir un producto, cuyo precio es anunciado en el anaquel, y al pagarlo el lector de código de barras le registra un precio mayor. Si usted detecta esta irregularidad, no dude en presentar su queja inmediatamente al empleado correspondiente. Además, la ley de protección al consumidor señala que “…En caso de que un producto tenga más de un precio marcado por el proveedor, prevalecerá el menor, y el proveedor estará obligado a venderlo con ese precio…”.

En visita al Mercado de Abastos nos percatamos de la carencia total de precio a la vista de los productos, que allí se comercializan. Había que preguntar en casi todos los locales, para así conocer quien mantenía el mejor precio. Al recomendar a algún vendedor que anunciara el precio, nos miraba con desconfianza, ignorando o en una clara infracción a la ley, nos manifestaba “que si nadie lo tenía porque él debía hacerlo”.

Esto es un sólo ejemplo de lo que acontece, ya que si mencionamos todos aquellos establecimientos, como en las llamadas ferias libres, abarroterías, ventas de autos usados, ferreterías, entre otros, tener precio a la vista es como si fuera un pecado comercial. Incluso en algunos supermercados, hay ocasiones en que el precio brilla por su ausencia y cuando el producto tiene un precio menor a otros, lo quitan a la vista y ni el lector de código o verificador de precio lo tiene registrado.

Los agentes económicos, que gozan de la libre oferta y demanda, no tienen ningún motivo para incumplir con informar sobre los precios de sus productos o servicios que ofrecen, a menos que tengan temor a la libre competencia.

<>

Este artículo se publicó el  10  de julio de 2010 en el diario  El Panamá América,  a quienes damos, lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde.

Un legado cultural y educativo

La opinión de…

Irina Nemtchenok de Ardila

Destellos luminosos de música y poesía nos está dejando, como un inigualable recuerdo, el equipo bajo la dirección del embajador del Reino de España, José Manuel López Barrón, durante su estadía en Panamá.

El embajador tuvo la fortuna de colaborar con funcionarios abnegados y comprometidos al 100% con la cultura y la educación, tales como Davinia Uriel Abad, Bárbara Fetis, Lourdes Barría y con un sobresaliente diplomático e intelectual ministro consejero y encargado de Asuntos Culturales, Miguel José Moro Aguilar.

Su infatigable labor no cesa hasta los últimos días de su permanencia en nuestro terruño. Es impresionante la calidad y la abundancia de los certámenes y eventos culturales organizados por su equipo de trabajo. Los artistas de trayectorias y reconocimientos internacionales tales como: el joven pianista mallorquín David Gómez, de 36 años, quien nos sorprendió con la innovadora interpretación de una sonata de Mozart, un rico tango de Piazzola, un elegante vals de Chopin y una emblemática suite de Ernesto Lecuona, entre otras. Su energía, velocidad, frescura y mucha agilidad en las manos cautivaron a muchos espectadores. Este ejecutante recreó una atmósfera musical única y pocas veces vista en pianistas de su categoría.

Los pequeños ruidos surgidos en el teatro no sacaron de su concentración al músico, por el contrario, el pianista dio muestra de un gran profesionalismo y dedicación.

Él que le siguió, pocos días después, fue el maestro de la guitarra Armando Orbón que interpretó el concierto De las dos orillas, compuesto de las obras de Manuel de Falla, Enrique Granados, José Rodrigo, Heitor Villa- Lobos, Leo Brower, Isaac Albéniz, Ariel Ramírez y cuya ejecución representó una prueba de talento y profesionalismo.

Eso no fue todo, al día siguiente presenciamos el espectáculo del actor catalán Joan Llaneras que nos obsequió un recital poético Destellos de Locura, en el cual nos deleitamos con los poemas de César Vallejo, Federico García Lorca, Gustavo Adolfo Bécquer, Octavio Paz y varios más.

De pie y con aplausos, fueron reconocidas las actuaciones de los tres artistas españoles. Todos los conciertos fueron auspiciados por la Embajada del Reino de España y el público panameño tuvo la gran oportunidad de absorber, de esas inagotables fuentes, sin tener que pagar un solo centésimo. Además de ofrecer conciertos en el Teatro Nacional, todos los artistas se comprometieron a impartir clases maestras a los que deseaban aprender de su arte y experiencia teatral y artística.

El infatigable Miguel José Moro Aguilar, no contento con todo lo que ha realizado antes de su retorno a España, ya está pensando en la colaboración con el próximo Concurso Nacional de Literatura Ricardo Miró, con el VII Festival Cervantino de la Universidad de Panamá, y así dejar las bases fundadas para que su sucesor pueda continuar con el desarrollo de estas iniciativas.

De este modo, el embajador del Reino de España, José Manuel López Barrón de Labra, y su equipo se están despidiendo de los amigos de Panamá.

<>

Este artículo se publico el 10 de julio de 2010  en el diario La Prensa,  y el 12 de julio en el diario El Panamá América, a quienes damos, lo mismo que a la autora,  todo el crédito que les corresponde.

Con Panamá, la Patria

La opinión del político…

Rafael  Pitti

Uno de los principales objetivos de quienes a través de comentarios escritos de opinión expresamos críticas o cuestionamientos, lo hacemos con el interés de llamar la atención sobre X o LL asunto, a fin de corregir y aportar ideas en la búsqueda de soluciones. Dentro de ese marco de referencia, continúo sobre el escrito anterior de la Cruzada Por La Paz, que esperamos no abdique y logre noble propósito.

El elaborar agresivos programas con el Poder Popular, lo simplifico en la implementación de Planes Pilotos que se inicien en corregimientos de mayor conflicto y alto índice de violencia y delincuencia.

Es prioridad que a través de volantes en dichas áreas se anuncien los beneficios del proyecto como método de captación y motivación.

El desarrollarlo integralmente requiere recurso humano y capacidad financiera, para atacar los orígenes del mismo como son el ocio, desempleo y deserción estudiantil entre otros.

La preparación y capacitación de los participantes en carreras técnicas o convencionales cortas, que garanticen una real oportunidad a través de “mi primer empleo”, granjas auto sostenibles u otras alternativas emprendedoras organizadas, elevarán su auto estima, generaran confianza, credibilidad y deseos de participación en el resto de la comunidad. Este factor multiplicador los integrará y convertirá de forma tangible, en ciudadanos productivos y de vida decorosa en la sociedad.

No obstante es imprescindible señalar que dentro de lo positivo en el liderazgo de algunos medios de TV en la tarea, la misma debe conllevar un análisis del rol que juegan ellos mismos en la programación diaria, donde se transmite excesiva violencia, carencia de orientación y educación en asuntos puntuales.

De la misma manera se agrega una saturada inducción al juego de suerte y azar rematando con el crédito otorgado a prácticas quirománticas, que magníficos dividendos económicos produce, pero que a la vez es una endemia que corroe y deteriora a la familia. Esto forma parte de la reingeniería necesaria para lograr minimizar las actuales circunstancias si en realidad existe disposición y voluntad.

Sin embargo, esta también la parte más importante en la hoja de ruta o eje temático del proyecto; la percepción o visión que proyecta el jefe de familia, en términos concretos, el Estado.

Uno de los argumentos generalizados es que todo el mundo es ladrón y que se llega al gobierno a ello. En ese sentido, la transparencia y rendición de cuentas tiene que ser específica y eficaz, ya que la suspicacia rebasa fronteras.

Hay que predicar con el ejemplo para que el freno evite desbocamientos en sobre costos de obras como el que se percibe en el anuncio de 228 millones para construir los 14 KM de carretera en Colón. Este y otros asuntos me pone a pensar y reflexionar sobre lo que existe hoy y el oneroso legado a las futuras generaciones.

“El que no aplique nuevos remedios debe esperar nuevos males, porque el tiempo es el máximo innovador”. Sir Francis Bacon (1561-1626). Filósofo y estadista británico.

<>

Este artículo se publicó el  10  de julio de 2010 en el diario  El Panamá América,  a quienes damos, lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde.

Un viernes para no olvidar

La opinión de…

Víctor Juliao III 

A principios del mes de julio de 1987, los dirigentes de la Cruzada Civilista Nacional anunciaron una gran marcha para repudiar los actos criminales del Partido Revolucionario Democrático y Manuel Antonio Noriega. Este movimiento surgió días después de aquellas impactantes relevaciones que hiciera el coronel Roberto Díaz Herrera el 6 de junio de ese mismo año.

El militar retirado habló de los crímenes cometidos por la dictadura; el robo de las elecciones de 1984; la repartidera de millones de dólares entre el círculo pequeño del Estado Mayor de las mal llamadas Fuerzas de Defensa, producto de las visas a los cubanos y los 12 millones que dio el Sha de Irán para que le dieran asilo en nuestro territorio.

La población estaba indignada; la intención de ir a la marcha crecía y crecía. El país lo gobernaba un presidente que salió de ese fraude de mayo de 1984. Me refiero a Eric Arturo Delvalle, quien fue el que reemplazó a Nicolás Ardito Barletta, luego de que éste fuera obligado a dimitir por anunciar la conformación de una comisión independiente que se encargaría de investigar la decapitación del doctor Hugo Spadafora, hecho ocurrido el 13 de septiembre de 1985.

Los medios de comunicación al servicio del espía, torturador, capo, robador de elecciones y artífice del hurto al erario público, Noriega, anunciaban el traslado de los presos de la Modelo hacia Coiba. La estrategia consistía en hacerle ver a los civilistas que vaciaban las cárceles para “hospedar” a quien osara desafiar las órdenes presidenciales.

Y es que los grupos adictos a Noriega planearon una marcha para el 9 de julio, es decir, un día antes del “Viernes Negro”.   El presidente Delvalle intervino para cancelarla y de paso también prohibía la del 10. Pese a esa estratagema, miles de civilistas se tomaron las calles para llegar al punto central,   los predios de la Iglesia del Carmen, ubicada en Vía España.

Los actos de represión fueron encabezados por el coronel Eduardo Herrera, quien fue traído desde Israel para que se encargara de sofocar el levantamiento. En pleno apogeo, Eduardo Herrera confesó que le dieron esa misión para quemarlo, recuerden que Torrijos, en vida, indicó que él podría ser su sucesor. Y comenzó la masacre.

Los militares se ensañaron contra mujeres, ancianos, jóvenes, niños. Todo lo que se moviera era atacado por ellos. Incluso, me tocó ver cómo reventaban los parabrisas de los autos estacionados frente a edificios y locales comerciales.  A ellos no les importó quiénes eran los dueños; es más, se dijo en aquella ocasión que algunos vehículos de los propios torturadores fueron destruidos por los uniformados.

Me contaron que en los momentos en que apaleaban a un joven este gritó: “soy el hijo del coronel…, (fulano de tal), y esto para nada lo ayudó.   Ellos estaban actuando como bestias, no como hombres que le deben respeto y honor al cargo. El resultado de esa marcha fue positivo a juzgar por la cobertura de los medios internacionales.   A las cárceles fueron a parar más de 600 civilistas.   A muchos de ellos les aplicaron el arte de la guerra sicológica y otros recibieron una golpiza que jamás olvidarán.

Es lamentable que el presidente, producto del fraude, Eric Arturo Delvalle, haya salido en cadena de radio y televisión felicitando y alabando la manera profesional de los miembros de las mal llamadas Fuerzas de Defensa.

Este 10 de julio debemos recordarlo para que cada ciudadano sepa que aquí se levantó un pueblo con pañuelos blancos, con cacerolas, pailas, pitos y con mucha dignidad, para repudiar a los militares y los serviles del Partido Revolucionario Democrático, quienes llevaron a la nación por caminos sumamente peligrosos.

<>

Este artículo se publico el 10 de julio de 2010  en el diario La Prensa,  a quienes damos, lo mismo que al autor,  todo el crédito que les corresponde.

La Cresta

La opinión de…

Edwin Rodríguez 

A las 2:00 p.m. sale un autobús de pasajeros desde Mano de Piedra con destino a la ciudad como todos los días, y en una de esas paradas de nuestra urbe, el bus se detiene, el 8B-06 tiene una falla mecánica relacionada con una fuga de gas, ocurriendo una fuerte explosión e incendiándose el autobús.

La gente que contó lo ocurrido lo hizo con lágrimas en los ojos, ya que fue algo horrible escuchar los gritos, lamentos y llantos de las personas que ardían dentro del autobús.

Los que lograban salir eran unas antorchas humanas, y la gente auxiliaba con lo que podía para apagar el fuego.

Las personas de este lugar donde ocurrió la tragedia dicen que todavía al día de hoy, en las noches, se escuchan esos gritos, llantos y lamentos desgarradores.

Así como salía un autobús en la tarde había otros; el último, el de las 11:40 p.m.    Salió con muchos pasajeros de la terminal, pero en Calidonia se desocupó el autobús viniendo solo el conductor, el cobrador y solamente 3 pasajeros que ocupaban los asientos delanteros.

Venían comentando, los dos, lo malo que había sido el viaje, ya que no había muchos pasajeros.   De pronto vieron que mucha gente afuera les pedía que se detuvieran en la parada; ambos se alegraron de que al fin de cuentas salvarían la vuelta.

Los pasajeros subieron y se fueron a la parte trasera del autobús, aunque al conductor le extrañó, ya que en esa parada nunca había mucho usuarios a esa hora, y se lo comentó a su ayudante, el cual comentó “han de ser estudiantes”. Y siguieron con el viaje por el Corredor Norte.

Al salir de una curva vislumbraron las luces de Los Andes, el operario encendió las luces del autobús, le dijo al muchacho: -Ya ve cobrando casi llegamos -.

Este caminó con la maquinita hacia atrás del autobús y no tardó en regresar.    Sin decir nada se paró junto al conductor el cual lo miró extrañado, y le preguntó: -¿Qué te pasa? ¿Se te olvido el cambio o qué?- ; el joven no decía nada, pero su semblante estaba muy pálido, parecía que se iba a desmayar. Pasaron unos minutos y el muchacho le dijo algo al oído al chófer y este solo exclamó: -Estás loco, no puede ser -.

El operario detuvo el autobús, fue con su ayudante a la parte trasera y comprobó lo que le dijo el pavo.   Se pusieron pálidos y el chófer les preguntó a los tres pasajeros que venían desde la terminal: -¿Ustedes vieron a los pasajeros que abordaron en la Martín Sosa?-

Todos contestaron: -Sí- y al voltear vieron que no viajaban en el autobús nadie más que ellos. Uno de ellos dijo:  -No puede ser, si todos vimos que subieron en La Cresta-.

Este es el nombre de La Parada donde el 23 de octubre de 2006, ocurrió ese fatídico accidente.

<>

Este artículo se publicó el  10  de julio de 2010 en el diario  El Panamá América,  a quienes damos, lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde

La mediación gana terreno para la paz

La opinión del Periodista….

RAFAEL A. ÁLVAREZ


Desde su aparición sobre la faz de la tierra, el conflicto ha sido algo inherente al ser humano, prácticamente es parte de su existencia; desde el punto de vista evolutivo: al tener que decidir entre ser depredador o depredado, y desde la concepción teológica: al tomar la decisión que lo sacó del Paraíso.

Con la evolución o crecimiento espiritual del hombre, el conflicto tomó otros ribetes que culminaron en violencia; para salvar la vida, en el caso del hombre de las cavernas, o para envilecer un capricho, en el caso de Caín y Abel.

En la actualidad el conflicto sigue siendo parte de la Humanidad, pero para evitar que los mismos degeneren en violencia que llegue a situaciones lamentables se han buscado, además de los judiciales, métodos alternos de resolución de los mismos.

Solo hay que echar una mirada a los diarios locales para enterarnos de los altos niveles de violencia que se viven día a día. Esto conlleva una sobre carga laboral en los juzgados encargados de impartir justicia, toda vez que no se destina presupuesto ni para nuevos juzgados, ni para más personal. La práctica ha demostrado que muchas de las causas que llegan a engrosar los expedientes judiciales pudieron evitarse o solucionarse de forma pacífica.

Para ofrecer oportunidades tendientes a resolver estos casos y evitar que terminen en litigios ante los tribunales surgen los Métodos Alternos de Resolución de Conflictos —MARC—, como una forma mucho más directa para las personas de tener acceso a la justicia. Los MARC de los cuales se valen los ciudadanos para dirimir sus causas, sin necesidad de acudir ante un tribunal tradicional, son la conciliación, el arbitraje, y la mediación. En Panamá estos métodos fueron regulados por el Ministerio de Gobierno y Justicia, mediante Decreto Ejecutivo Nº 777, de 21 de diciembre de 2007, ‘que dicta medidas sobre las Instituciones de Arbitraje, Conciliación y Mediación; se Cualifica al Mediador y al Conciliador y se regula la Conciliación y Mediación a nivel comunal’.

Para ofrecer más alternativas a los ciudadanos, el Órgano Judicial de Panamá crea los Centros de Métodos Alternos de Resolución de Conflictos —CMARC—, estableciéndose el primero en la ciudad capital en 2002. Hoy existen en Ancón, San Miguelito, Colón, Chiriquí, Herrera, Veraguas y pronto en Coclé. Estos centros tienen la particularidad que ofrecen sus servicios totalmente gratis, en donde las personas, con la ayuda de un mediador, aportan las soluciones a los conflictos, con lo cual todos ganan.

Los CMARC son un vivo ejemplo de que el panameño es un pueblo de paz y busca solucionar sus conflictos de forma pacífica y amigable. Si en el año 2002, de acuerdo a las cifras aportadas, se dio un total de 300 mediaciones, para diciembre de 2009 la cifra fue de 7139. Esta cantidad pudo haberse sumado a los casos de los tribunales tradicionales y con ello aumentar la sobrecarga laboral de los juzgados. En agosto del 2006, se crea en Santiago de Veraguas, el CMARC y para diciembre ya había realizado 23 mediaciones. Para 2007 el número fue de 161 y subió a 324 para el 2008. Las cifras apuntan que para diciembre de 2009 se realizó un total de 384 mediaciones. Cada año aumentan la mediaciones y del 2006 hasta el 2009 el CMARC de Veraguas ha tramitado 892 mediaciones.

Las cifras son elocuentes y la mediación como un método alterno de resolución de conflictos contribuye a la solución de los mismos y sobre todo es una de las formas más accesibles a la justicia que tienen los ciudadanos. Es por eso que no ha de extrañar que en esta provincia la implementación del Sistema Nacional de Facilitadores Judiciales Comunitarios —SNFJC— haya sobrepasado las expectativas de sus promotores y ya existan 160 ciudadanos voluntarios para desempeñar esta loable tarea, que consiste precisamente en ser mediadores comunitarios y orientar a las personas, para que puedan de manera amigable aportar las soluciones a sus conflictos.

La labor que realiza la Dirección Nacional de Métodos Alternos de Resolución de Conflictos ha sido el campo fértil para que el SNFJC eche sus raíces y son sus funcionarios quienes tienen por delante la capacitación en técnicas de mediación comunitaria de estos facilitadores judiciales, a quienes el vicepresidente de la CSJ, Alberto Cigarruista, ha titulado como promotores de la paz.

<>

Este artículo fue publicado el  10 de julio de 2010  en el diario La Estrella de Panamá,  a quienes damos, lo mismo que al autor o autora, todo el crédito que les corresponde.

¿Y quién es Pilatos? (II)

Un mensaje al corazón, por el Monseñor…

Rómulo Emiliani, cmf.

El pueblo sigue vociferando y pidiendo la ejecución de Jesús y como última forma de salvarlo lo pone al lado de Barrabás y le pide al pueblo que escoja a quien liberar.  Para su sorpresa, el pueblo manipulado y endemoniado pide la muerte de Jesús y los líderes religiosos le dicen que si no lo ajusticia, será acusado ante el César de conspiración por dejar libre a un subversivo que se hacía pasar por rey.

El conflicto interior es grande. El sabe de la inocencia de Jesús y su esposa lo previene de condenarlo porque tuvo un sueño revelador. Al final, el miedo a ser destituido y probablemente “decapitado”, pena de muerte por atentar contra el César lo hace “lavarse las manos” y deja que maten a Jesús. ¿Y qué hubiera hecho usted y yo?       ¡Señor Misericordia!.

Por ejemplo: me pregunto las veces que nos hemos “lavado las manos” y no nos hemos comprometido en luchar por un mundo mejor, en denunciar la injusticia, en defender al oprimido, en desprendernos de algo para darlo a los más pobres. Y el argumento, así de fácil como de vacío:   “Yo no me meto donde no me llaman y además qué tengo yo que ver con esas víctimas”.

Para no ser como Pilatos hay que tener un profundo respeto por la verdad. Tener la valentía de decirla.  Vivir en un gran despego para poder defender los grandes valores sin importar lo que perdamos.  Acudir en la oración y sacramentos al Señor para que nos dé la fuerza para vencer la tentación.    No dejarnos manipular por la opinión pública ni por el miedo y actuar de acuerdo a nuestra conciencia.

Tener bien claro de que tengo responsabilidades con la humanidad y con el más cercano y que ante la injusticia, opresión, y la situación dramática en que viven mis prójimos, no puedo ser indiferente y “lavarme las manos” porque me convierto en cómplice de su situación.

El no atender el drama de mi próximo me puede convertir en un Caín que ante la pregunta de Dios sobre su hermano dijo: “¿acaso soy yo el guardián de mi hermano?”.

Todos en alguna manera somos responsables de lo que pasa en nuestra sociedad y alguna incidencia tienen nuestros actos en otros.

En verdad yo sé que sin el poder de Dios sería otro Pilatos, pero con Él soy invencible.

<>

Este artículo se publicó el  10  de julio de 2010 en el diario  El Panamá América,  a quienes damos, lo mismo que al autor, todo el crédito que les corresponde.