Cruzada por la vida

La opinión de los Economistas y Educadores…

.

Lizabeta y Victoriano Rodríguez S.

Hemos comentado sobre el desmedido aumento al precio del combustible. Que el incremento es exagerado.  Que, a pesar de las leyes contra los monopolios, la existencia de éstos es elocuente y muchas veces cuentan con el beneplácito de quienes nos gobiernan.

La población panameña está absorta ante el alza indiscriminada de los precios de la gasolina.   Sabemos que tras elevar el combustible, aumentarán también los productos de primera necesidad y algunos empresarios lo utilizarán como excusa para despedir personal.

En estos momentos es incalculable el daño que pueden sufrir los hogares panameños, por una parte, y por la otra, se corre el peligro de una explosión social.

Ante la ola de aumentos desmedidos, al igual que en el programa radial “Oasis de Opinión”, estamos manifestando pacíficamente nuestra voz de protesta.

Te invitamos a incorporarte a nuestra cruzada por la vida, contra el hambre, el desempleo, el aumento de la gasolina y los precios; es una cruzada por nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos.

Dicha actividad consiste en utilizar diariamente una pequeña cinta celeste en la parte superior izquierda de tu camisa o vestido.

Cuando nuestros gobernantes comprendan la importancia de trabajar con políticas de Estado y de dar atención real y efectiva a las necesidades de nuestra población, a través de programas cónsonos con la realidad histórica del pueblo panameño, entonces podemos decir que hemos avanzado, logrando morder el acero y marcar nuestra dentadura.

Todos escuchamos decir que la historia se repite en espiral, sin embargo qué poca importancia le damos a este hecho.

Producto del aumento indiscriminado de precios en el combustible y la poca importancia que los gobernantes panameños prestan a la solución de esta situación, podemos visualizar un escenario desconcertante, pudiendo llegarse a cumplir los preceptos marxistas de que los ricos serán más ricos y los pobres más pobres.

Quizás en tiempos pocos lejanos, estaremos alumbrándonos con güarichas de kerosine o velas en frascos de vidrio.

Sumado a estos aumentos, empresas que no dependen directamente del combustible, como el Corredor Norte, incrementa sus precios. Qué poca importancia tiene el pueblo panameño para estas compañías extranjeras que vienen a explotar nuestros recursos. Pareciera que el concreto tirado, hace años en la carretera, funciona con combustible.

La población debe tomar conciencia. Deje de utilizar las autopistas y verá que al final tendrán que rebajar el costo del peaje.

Unifiquémonos para defendernos de quienes quieren abusar de nuestra pobreza.  Participe de la cruzada por la vida, contra el hambre, el desempleo, el aumento de la gasolina y los precios. Es una cruzada por nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos.

Utilice diariamente una pequeña cinta celeste en la parte superior izquierda de la camisa o el vestido.

Si no confía en ser parte de la solución, puede ser parte del problema. Existe solamente un país y una bandera. Dios te salve Panamá.

<>

Artículo publicado el 21 de mayo de 2004 en el Diario El Panamá América, a quienes damos, lo mismo que a los autores, todo el crédito que les corresponde.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: